Pages Menu
TwitterRssFacebook
Categories Menu
Crónica del Viernes Santo 2017

Crónica del Viernes Santo 2017

Como es habitual, el Viernes Santo de los hermanos del Amor y la Caridad empezaba bien temprano. A las 11:00 de la mañana daba comienzo el rezo del piadoso Via-Crucis con las imágenes del Santísimo Cristo del Amor y la Santísima Virgen de los Dolores por los al rededores del Santuario de la Victoria para acabar con la decimocuarta estación, una vez más, en el interior de la Basílica. Tras ello comenzaban los santos oficios del Viernes Santo en el cual cientos de feligreses adoraron el árbol de la cruz dejando un beso en los pies del Santísimo Cristo del Amor.

Pasadas las 13:30 horas el titular cristífero de esta hermandad era colocado en su trono obra de Pedro Román del año 1954.

IMG_20170415_223302En el momento que salía el palio del Monte Calvario por el dintel de la puerta del Santuario los hermanos del Amor se afanaban por reacondicionar el templo para que todos los nazarenos pudiesen realizar la celebración de la Palabra previa a la procesión. Con las naves de la Basílica llenas de nazarenos del Amor y la Caridad, se formaba el cortejo procesional no sin antes realizar adoración al Santo Lignum Crucis. El reloj marcaba las 17:45 cuando la puerta principal del Santuario se volvían a abrir, esta vez, para dejar salir un reguero de nazarenos ceñidos con correa y con corazón flamante en el pecho.

Mientras tanto, las grandes puertas de la Casa Hermandad de Fernando El Católico se abrían y dejaban descubrir los dos tronos de la Cofradía perfectamente arreglados y rodeados de sus hombres de trono. Cabe destacar los lazos negros que se apreciaban en los arcos de campana. IMG_20170415_222948Eran lazos de luto por el fallecimiento de nuestros hermanos Juan Muñoz, quien era el hermano número 1, y Óscar Donoso, portador del trono del Santísimo Cristo del Amor. Este mismo trono portaba en su campana un lazo relativo a los cristianos perseguidos en el mundo. El pintor del cartel Ubi Caritas 2017, Francisco Naranjo, era el encargado de levantar el trono del Santísimo Cristo del Amor, el cual se puso en la calle a las 17:55 horas. Sonó la Marcha Real enlazada con Cristo del Amor de Alberto Escámez a cargo de la Banda de Cornetas y Tambores del Paso y la Esperanza. Cuando la sección del Señor avanzaba por Fernando El Católico, el nuevo director, el Rvdo. P. D. Alejandro Escobar Morcillo, daba los toques de honor del trono de Nuestra Señora De la Caridad. La Unión Musical Maestro Eloy García interpretaba durante la salida del gran trono dorado Cristo del Amor de Francisco Javier Moreno.

En torno a las 19:30 el trono del Stabat Mater llegaba al Colegio de los Hermanos Maristas a sones de Domingo de Corpus, con especial significación al contener dicha marcha parte de la canción “Como el Padre me amó” con tanto sabor marista y siendo el punto en el que finalizaba la propia marcha. Este año era significativo pues se cumplían 200 años de la fundación de esta congregación. Como viene siendo tradicional por parte de esta cofradía nazarena, se efectuó la ofrenda floral a San Marcelino Champagnat, cuyo busto estaba en la puerta del colegio.

IMG_20170415_223114 bisLa cofradía victoriana hacía su bajada al centro de Málaga a un ritmo ligero y sobrio como es habitual mostrando un elegante cortejo con nazarenos de cirio morado en la sección del Señor y blancos en la Virgen. La banda de cornetas y tambores de Santa María de la Victoria abría el cortejo tras la Cruz Guía flanqueada por cuatro faroles con un repertorio casi puramente clásico señalando el estreno de la marcha El Amor y la Caridad. Tras ellos un total de casi 500 nazarenos componían el cortejo entre insignias, niños y tramos de vela de Cristo y Virgen.

Al filo de las 21:35 el trono del Santísimo Cristo del Amor, exornado con allium, iris, fresia, rosa negra, mini cala, tulipán, jacinto y orquídeas, entraba en la angosta calle Fajardo al son de Dios Padre, Dios del Amor. Reseñable del propio exorno son las rosas de color rosa con tallos largos que se presentaban a los pies de la Santísima Virgen de los Dolores, las cuales fueron ofrendadas por nuestros hermanos del Monte Calvario durante el traslado de las Imágenes en la mañana del Viernes Santo. Otros elementos como la corona de espinas de metal que portó durante años el Crucificado y una calavera fueron significativos. Más tarde, el trono de Nuestra Señora de la Caridad exornado a su vez con rosas de color rosa pasó por el mismo punto descrito al son de Valle de Sevilla con una elegante mecida.

Piezas musicales de gran calidad se pudieron oír tras la Dolorosa victoriana tales como Música para una madre de Eloy García, Marcha Fúnebre de Sors o Las Penas de San Vicente de Ismael Jiménez Gómez. Con Cristo del Amor de Francisco Javier Moreno hacía entrada en Tribuna oficial Nuestra Señora De la Caridad. Minutos antes lo hacía trono del Cristo con Cristo del Amor, del maestro Escámez seguido de Agonía de Alfonso López.

IMG_20170415_223104
Destacable fue el recorrido de vuelta por las calles Altozano, Cruz Verde y Cristo del Epidemia donde la Cofradía se vio arropada en sus dos tronos. Igualmente, tanto nazarenos como hombres de trono mostraron una ejemplar conducta volviendo los tramos compactos y los tronos bien llevados.

Al filo de las tres de la mañana ambos tronos hacían su entrada en la Casa Hermandad donde se producía el tradicional encierro con la lectura de la carta de San Pablo a los Corintios y cantando el Ubi Caritas. Los hermanos del Amor y la Caridad cerraban así un Viernes Santo que queda para la historia en el que la Cofradía dio pública manifestación de fe por las calles de Málaga demostrando que donde hay Amor y Caridad, ahí está Dios.

IMG_20170415_223027 bis